En los festejos habrá tradiciones, una verbena tuxtleca en el parque Jardín de la Marimba el domingo 12 de agosto, en punto de las 11:00 horas

Tadeo Márquez/Ultimátum
TGZ
Socorro Trejo Silvent, coordinadora de este evento realizado por el Instituto Tuxtleco de Arte y Cultura (ITAC), el Museo de la Ciudad y la Sociedad Civil, resaltó la importancia de celebrar a nuestra ciudad capital con una fusión de cultura, arte e historia.
En conferencia de prensa de este 126 aniversario reafirmó que habrá de todo un poco, recordando las tradiciones más importantes como es la coronación celebrada el 10 de agosto en el Museo de la Ciudad, donde será la periodista Gloria D´Amico la madrina de la ciudad.
Asimismo habrá una verbena tuxtleca en el parque Jardín de la Marimba el domingo 12 de agosto en punto de las 11:00 horas, donde se le invita a la ciudadanía a vestir los trajes típicos zoques, recordando los ayeres de Tuchtlan.
Históricamente habrá foros y mesas redondas reconociendo a personajes ilustres que han intervenido en la historia de la capital chiapaneca como es el caso de Emilio Rabasa Estebanell, quien trajo definitivamente por tercera ocasión a Tuxtla Gutiérrez los poderes, convirtiéndola el 11 de agosto de 1892 como la capital de Chiapas.
Por lo que se realizará una mesa redonda en su reconocimiento debatirán Placido Morales, Amín Micelli, José Martín Torres y José Alejandro Sánchez Flores, especialistas en la historia y crónica capitalina, quienes estarán moderados por el cronista tuxtleco, José Luis Castro Aguilar.
De esta forma se realizarán por cinco días consecutivos diversos eventos culturales, artísticos e históricos en los que formarán parte el cronista Zoque, Sergio de la Cruz, el experto en cultural y tradiciones, Roberto Ramos Maza, Sofía Corzo Rivera, Maricarmen Fábregas Puig.
Asimismo se realizará una entrega a personalidades tuxtlecas destacadas en su participación dentro de la cultura, la historia y el arte el viernes 10 de agosto.
Por su parte José Luis Castro Aguilar recalcó que Tuxtla Gutiérrez ha tenido un gran crecimiento en estos últimos 126 años, siendo una lástima como perdió su centro histórico en búsqueda de la modernidad, sin embargo económicamente se ha colocado entre las capitales más prometedoras del sureste mexicano.