Publicada en 21 países y traducida a 17 idiomas, esta novela ha sido galardonada con el premio Gourmand en Francia; escrita de forma confidencial

Agencias/Ultimátum
CDMX
F. G. Haghenbeck (Ciudad de México, 1965) es un escritor de registro múltiple: ha publicado novelas (negra, histórica) y guiones de cómic. Entre sus obras se distinguen Trago amargo, novela que recibió el Premio Nacional de Novela Una Vuelta de Tuerca 2006, La primavera del mal, El diablo me obligó (ganadora del Premio Nocte 2013, España), ​Deidades Menores, Premio Nacional de Novela José Rubén Romero Bellas Artes 2014, y La isla de los lagartos terribles, Premio LIJ Norma 2015.
Muchos lectores cobijan como libros de culto El código Nazi (2008) y, de manera muy especial, a Matemáticas para las hadas (2017). Los jóvenes leen con fervor la novela gráfica Santa vs los vampiros y los hombres lobo (2010). Haghenbeck disfruta la escritura y se confiesa como un “modesto contador de historia, un fabulador, en el buen sentido del término, sin aspaviento: un aspirante al oficio que Cervantes llevo a la cima. Creo en los libros donde hay una historia bien contada, la cual atrapa al lector desde las primeras páginas”, ha sido traducido a 17 idiomas incluyendo el chino mandarín.
Circula en librerías la edición definitiva de uno de los textos más entrañables de Haghenbeck: El libro secreto de Frida Kahlo (Océano de México, 2018). Dado a conocer en 2009 bajo el título Hierba Santa o La libreta perdida de Frida Kahlo, fue traducida con prontitud a varias lenguas y ganó en 2013 el prestigioso Premio Gourmand de Francia.
“Sí, ha sido uno de los libros míos con mejor destino, con buena suerte. Quizás, por el halo de realismo mágico presente en sus páginas y por el hechizo culinario. Hay aquí un registro de los episodios amorosos de la pintora, su pasión, la vida artística y sobre todo la soledad que la acorraló hasta la muerte”, abunda Haghenbeck.
“De todos los espacios de la casa, la cocina era el corazón que la hacía palpitar, convirtiendo una inerte edificación en un ser viviente”.
Las recetas y los banquetes del Día de Muertos… Es el gran atractivo del libro: muestra de su devoción y compromiso con las tradiciones mexicanas.