Tras el accidente ocurrido el pasado viernes y la protesta de los colonos de la zona, el Gobierno del Estado acordó la instalación de medidas preventivas y la ampliación del puente “El Tablón 2”, obra pendiente y la que es considerada responsable de al menos 6 muertes

Sandra Paredes/ Ultimátum
Vilaflores
Este miércoles iniciaron los trabajos de señalización vial e instalación de topes en el tramo de la carretera Ocozocoautla-Villaflores, a la altura del ejido Domingo Chanona, tras la firma de acuerdos entre autoridades del gobierno estatal y representantes ejidales de esta zona, y derivado de la muerte de seis personas en diferentes accidentes de tránsito en el “puente de la muerte”.
Los trabajadores iniciaron con los topes para que los conductores que transitan en esta zona se vean obligados a reducir su nivel de velocidad, recordando que la carretera fue ampliada en sus carriles pero el puente conocido como “El Tablón 2” quedó en su misma dimensión, lo que provocó apenas el pasado viernes una tragedia al impactarse un automóvil compacto contra un tráiler, dejando el saldo de dos personas muertas.
Este desafortunado accidente generó la inconformidad de los pobladores de los ejidos Domingo Chanona, Cristóbal Obregón y Nuevo México, al grado de tomar la carretera el pasado fin de semana y la respuesta inmediata de las autoridades estatales, pues fue considerada una negligencia ante el abandono de la obra en los meses anteriores.
Subrayaron que el pasado lunes, en palacio de Gobierno, el acuerdo fue la inmediata culminación de la obra, que incluye la ampliación del citado puente carretero, y de forma provisional la instalación de los vibradores y reductores de velocidad, así como señalamientos para evitar más accidentes.