El local no contaba con los permisos ni los requisitos legales para operar y ofrecía sus servicios fuera de toda norma sanitaria, una serie de servicios para deportistas

Sandra Paredes/Ultimátum
TGZ
La Dirección de Protección contra Riesgos Sanitarios (DIPRIS), clausuró el establecimiento denominado Clínica de Medicina Deportiva “Clinimed”, por incumplir con la normatividad en materia sanitaria, debido a que, según dijeron las autoridades, su funcionamiento ponía en riesgo la salud e integridad de la población y deportistas que acudían a ese negocio.
Verificadores sanitarios acreditados por la Secretaría de Salud, acudieron a dicha “clínica deportiva”, luego de haber recibido diversas denuncias en contra del establecimiento, por parte de usuarios.
Luego de haber realizado la inspección conforme a la normatividad vigente, y ante la negativa de quienes se ostentan como propietarios de presentar los documentos que les fueron requeridos, las autoridades procedieron a realizar la clausura y colocación de sellos en el local; indicando a quienes se identificaron como parte de la empresa que, hasta en tanto no cumplan con los requisitos para su operación legal, sin poner en riesgo la salud e integridad de la población, el negocio no podría ser reabierto.
Al respecto, la Secretaría de Salud, invitó a la población en general a no dejarse engañar y sugirió que siempre que acudan a solicitar algún servicio médico de cualquier especialidad, tomen en consideración que quien les esté brindado el servicio cuente con Cédula Profesional y Título Profesional (Expedido por la institución educativa acreditada), además de las licencias sanitarias y los permisos vigentes.
Asimismo, exhortó a este tipo de negocios “de atención médica”, a cumplir con las Leyes en materia, de manera que puedan garantizar atención de calidad a sus clientes, sin poner en riesgo su integridad y salud.