El candidato triunfante a la presidencia de la República, Andrés Manuel López Obrador, está de lleno metido en todos los asuntos de gobierno. Lo mismo en el área internacional, que en asuntos económicos y sociales y comenzó a actuar, apenas arrancaba el 2 de julio, ha repetido sistemáticamente, que “tiene mayorías suficientes en el Senado y la Cámara de Diputados, y en al menos 19 congresos locales”, pero que él no abusará de ese poder.
Los cambios y contrarreformas se realizarán no por imposición, sino por acuerdos y negociación. Esa actitud debe dar tranquilidad a mucha gente que veía con desconfianza a los políticos de Morena.
Su gente más cercana, como Olga Sánchez Cordero, Carlos Manuel Urzúa, Esteban Moctezuma y otros, titulares virtuales de Gobernación, Hacienda y Educación del gabinete que viene, lo han señalado y lo repiten: habrá respeto a todos.
Y como todo lo que el tabasqueño quiere hacer deberá pasar por Senado y Diputados, es importante saber ya cómo pintan estas arenas de combate en que se convertirán el Senado y San Lázaro. Como usted seguro sabe, los liderazgos parlamentarios y las cúpulas, coordinadores y presidentes de comisiones surgen de los legisladores plurinominales.
Las posiciones en las listas de estas candidaturas son determinadas por los liderazgos de los partidos o del mismo gobernante en turno, precisamente para que quienes tienen asegurado su ingreso al Senado o a la Cámara de Diputados, sean quienes dirijan la siguiente legislatura.
Por ello entre los pluris van los nombres más importantes y conocidos de cada fuerza. Es por ello, por lo que hoy es importante saber quiénes van a entrar como pluris por cada partido en el Senado de la República.
Entre el grupo dominante de Morena está Olga Sánchez Cordero, Ricardo Monreal, Napoleón Gómez Urrutia, Germán Martínez Cázares, José Antonio Álvarez Lima, Ifigenia Martínez, Blanca Estela Piña Gudiño, Aníbal Osota Ortega, Marybel Cázares, Nestora Salgado, Imelda Castro, Casimiro Méndez Ortiz y Claudia Esther Balderas.
Por el del PAN llegan Josefina Vázquez Mota, Miguel Ángel Mancera, Indira de Jesús Rosales San Román, Damián Zepeda, Kenia López Rabadán y Rafael Moreno Valle. Otros no tan ilustres panistas no alcanzaron una buena posición y tendrán que ir a buscar empleo en otra actividad.
En la fracción del PRI quedaron Claudia Ruiz Massieu, Carlos Humberto Aceves del Olmo, Vanesa Rubio, Miguel Ángel Osorio Chong, Beatriz Paredes y Eruviel Ávila. El extitular de Agricultura, José Calzada, solo logró ser suplente de Aceves del Olmo.
Por el PRD llegan Xóchitl Gálvez y Juan Zepeda. Por cierto, Damián Zepeda que sí alcanzó una senaduría, quien es corresponsable, junto con Ricardo Anaya de la mayor derrota que haya sufrido Acción Nacional, se niega a renunciar. Más de una decena de gobernadores panistas le han dicho con claridad, que si tuviera un poco de dignidad ya hubiera presentado su renuncia, pero él está aferrado al hueso.
El Verde alcanza a meter a Alejandra Lagunes; el MC tendrá a Patricia Mercado y a Dante Delgado, mientras que el PT será representado por Geovanna del Carmen Bañuelos. Estos tendrán la responsabilidad de los cambios que se planteen en adelante y que actúen con responsabilidad.
Entre los líderes que todavía quedan en el PRD, crece cada día más la idea de que el partido tenga una refundación ante los malos resultados de las elecciones del 1 de julio. Algunos piensan que el partido debe desaparecer y ser refundado con otras siglas, desde abajo. Otros piensan que darle una nueva imagen es más que suficiente. Sin embargo, las voces coinciden en que el Sol Azteca debe tener un cambio radical.
El secretario de Operación Política del CEN del PRI, Rubén Moreira, en breve se reunirá con quienes serán sus compañeros en la Cámara de Diputados. Dicen que en la probable reunión estará el líder de la CROC, Isaías González; el exsecretario de Desarrollo Social, Luis Miranda; la expresidenta del INAI, Ximena Puente, y el expresidente nacional, Enrique Ochoa; así como su dirigente, René Juárez. La misión será comenzar con las negociaciones para definir a su nuevo coordinador.
Dejamos crecer a Andrés Manuel López Obrador porque no leímos lo que estaba pasando, aseguró Jorge Carlos Ramírez Marín, virtual senador electo por Yucatán. Dijo que en el PRI lo dejaron crecer sin ponderar sus fortalezas y reducir las de ellos, además dijo tener la esperanza de que no todo lo que piensan de AMLO y de Morena, sea cierto porque sería terrible para el país.
Sobre el futuro del partido, dijo que lo que tienen que hacer en el PRI es refrendar la unidad, alrededor de la dirigencia, y que hay que cerrar filas.